Páginas vistas en total

domingo, 7 de octubre de 2018

Néctar rojo como la sangre

Flor de Nescodon mauritianus mostrando los nectarios rojos en el fondo de la flor. Foto.

No, tus ojos no te están engañando. Esta flor produce néctar rojo. La mayoría de los néctares florales son tan claros como el agua, por lo que el néctar de un enigmático color rojo en tres especies de plantas endémicas de isla Mauricio desconcertó durante años a los científicos que lo estudiaban. Una hipótesis sobre la posible función ecológica del néctar coloreado es que sirve como una señal visual para los polinizadores. Un grupo de investigación logró demostrar la relación directa entre el néctar rojo y unos curiosos polinizadores.

Conocida científicamente como Nescodon mauritianus, este miembro de la familia de las campanillas (Campanulaceae), que fue descrita originalmente como Wahlenbergia mauritiana, crece solo en isla Mauricio. Aunque no es la única planta que produce néctar de color (al menos otras 60 especies de plantas también lo hacen), el sorprendente contraste del néctar rojo contra la corola azul hizo que los botánicos se preguntaran qué es exactamente lo que estas plantas intentaban atraer.

Por supuesto, la respuesta obvia eran las aves. No es ningún misterio que las aves vean en color de la misma manera que nosotros, los humanos, y de ahí, que a diferencia de lo que ocurre con muchos insectos, les encante el rojo. Sin embargo, múltiples pruebas y observaciones demostraron que las aves no eran los mejores polinizadores de estas flores. Todo lo contrario, de hecho, las aves actuaban principalmente como unos golosos ladrones, que robaban néctar sin entrar en contacto con las anteras o el estigma, lo que resulta imprescindible para la fecundación floral. Lo mismo le sucede a un pariente mauriciano de las malvas llamado Trochetia blackburniana, que también produce néctar de color.

Geckos del género Phelsuma visitando las flores de Trochetia blackburniana (izquierda) y modelos de flores (derecha). Foto
Para comprender mejor los mecanismos de señalización de estas flores, un equipo de investigadores utilizó una serie de modelos florales. Al llenar los modelos con néctar de diferentes colores, pudieron entender mejor a quiénes estaban atrayendo: a los geckos, un grupo de reptiles inofensivos (salvo para insectos y arañas) entre los que se cuentan las salamanquesas.

Junto a las plantas productoras de néctar rojo, los investigadores vieron que siempre rondaban ejemplares de un género de geckos llamado Phelsuma. También son endémicos de Mauricio y con frecuencia los podían encontrar visitando flores en busca del rojizo, dulce y energético néctar. Al observar cómo respondían los geckos a varias combinaciones de colores, el equipo pudo descubrir que parecen preferir el néctar rojo y amarillo en lugar del claro. Además, sus hábitos alimenticios una vez dentro de la flor los pone en contacto directo con las anteras y el estigma. Más claro, agua: los geckos funcionan como los polinizadores más efectivos para estas plantas saurófilas. Pueden verlos en acción en este vídeo clip.

Le Pétrin, el lugar de isla Mauricio donde se llevó a cabo la investigación. a, porte típico Trochetia blackburniana en Le Pétrin. b, Margen de un pantanal de Pandanus, mostrando la densidad de este último frente al brezal abierto donde crece Trochetia blackburniana. c, Un macho del gecko Phelsuma cepediana moviéndose entre las hojas de Pandanus. d, Macho de la misma especie aproximándose a T. blackburniana. e, Un macho de P. cepediana libando néctar en una flore de T. blackburniana. f, Una avispa introducida, Polistes hebraeus rondando en el margen de una flora. g, Un pájaro endémico de Mauricio, Zosterops mauritianus robando néctar gracias a un agujero que ha abierto en la base de la flor. h, Una abeja melífera introducida, Apis mellifera. Robando miel a través del agujero practicado por el pájaro. Foto
El néctar de color de estas especies indica a los geckos que no hay engaño, que si acuden a ellas recibirán una nutritiva recompensa. Como los geckos utilizan colores corporales muy vivos cuando interactúan entre ellos, es posible que la selección de señales florales de colores brillantes se haya visto favorecida en la evolución de estas plantas polinizadas por reptiles. Una especulación que merece una tesis doctoral. Lo que sí sabemos con certeza es que estos geckos son polinizadores fundamentales en los ecosistemas de Mauricio. © Manuel Peinado Lorca. @mpeinadolorca.